EDITORIAL 02. Igualdad de género, arquitectura y diseño.

 

Silla Barcelona, de Mies Van der Rohe y Lilly Reich -more with less magazine

Silla Barcelona, Mies van der Rohe y Lilly Reich

Como en el resto de campos profesionales, las mujeres lo han tenido complicado para ejercer como arquitectas ó diseñadoras en un mundo tradicionalmente dominado por el hombre, tanto en lo referente a los gremios constructivos (en los que predominaba el carácter físico) como en los perfiles más técnicos, sobre todo porque existía también una dificultad para la mujer de acceder a estudios universitarios.

 

Si enumeramos una serie de arquitectas y diseñadoras históricamente trascendentales seguramente la mayoría de estudiantes, arquitectos/as, diseñadores/as, (e incluso nos atrevemos a incluir) docentes de escuelas y universidades, no reconocerán a más de un par de ellas. ¿Probamos? Josephine Wright Chapman, Louise Blanchard Bethune, Julia Morgan, Lilly Reich, Margaret Mcdonald Mackintosh, Aino Marsio, Charlotte Perriand, Eileen Gray, Marianne Brandt, Denise Scott Brown (añadimos enlaces directos a sus biografías dignas de conocer). Muchas de ellas han sido ignoradas y mantenidas a la sombra de sus maridos o compañeros. Por ejemplo, ¿sabíais que la Silla Barcelona de Mies van der Rohe fue un diseño en colaboración con Lilly Reich? ¿Que la Chaise Longue LC4 de Le Corbusier en realidad es de su colaboradora Charlotte Perriand? ¿O que el Premio Pritzker de 1991 se otorgó al arquitecto Robert Venturi en solitario a pesar de que él mismo reconocía la vital contribución de su socia Denise Scott Brown al éxito de sus proyectos?

 

Chaise Longue LC4 de Charlotte Perriand-editorial-igualdad de genero-more with less magazine

 

Chaise Longue LC4 de Charlotte Perriand

 

Estos son solo algunos de los nombres femeninos más importantes en la arquitectura y diseño pero a la vez estos son los nombre que a menudo NO se nombran en las clases de diseño y arquitectura, ni tampoco en revistas o libros, con alguna excepción. Y desgraciadamente será por algo…¿Qué mujer arquitecta/diseñadora no ha sufrido una mirada con aire de superioridad de un trabajador de la construcción o de otro técnico?

 

Afortunadamente, ahora la mujer puede acceder a la misma formación, y comienza a tener más presencia (aún en inferioridad a la masculina) en el sector, albergando cada vez más profesionales del género femenino en todas las fases tanto del diseño como de la ejecución, lo que enriquece diseños y proyectos. Y eso lo demuestran, tras pelear muy duro, nombres de grandes arquitectas como Zaha Hadid, Benedetta Tagliabue, Carme Pinós, Blanca Lleó o Kazuyo Sejima y de diseñadoras como Patricia Urquiola, Ilse Crawford, Nani Marquina o Inma Bermúdez.  

 

“¿Qué he tenido que pagar más caro? El hecho de ser mujer, inmigrante, querer ser pionera, ser rica. Todo eso. La combinación entre una mujer inmigrante, árabe, autosuficiente y que hacía cosas raras no me facilitó nada las cosas”.

Zaha Hadid. El País Semanal. Enero 2008.

 

Documental Arquitectas – Exposición Centro Centro, Ariadna Cantis

 

No obstante, es nuestro deber como profesionales del diseño y la arquitectura ejercer cada día ese papel protagonista que tenemos en el diseño (o rehabilitación) de esta nueva sociedad.  Gracias a nuestra profesión, la capacidad de análisis está implantada en nuestro ADN, y debemos utilizarla para observar, comparar y diseñar nuestro futuro. Somos responsables de diseñar un futuro en igualdad, donde no haya superioridad, y todos/as seamos reconocidos por nuestro trabajo y nuestras capacidades, y no por nuestro género. 

¿Y tú qué vas a hacer para contribuir?

 

 

SPONSORS