Oficina de Arquia en Palma de Mallorca

La Oficina de Arquia situada en el centro de Palma de Mallorca es el proyecto desarrollado por el estudio RipollTizon. El encargo consistía en la reforma y adaptación de un local existente para su adecuación como oficina bancaria de esta entidad.

ARQUIA_RIPOLLTIZON_MORE_WITH_LESS_01

El local formado por planta baja y sótano se sitúa en esquina, bajo un edificio residencial de planta irregular. Los huecos de fachada son amplios y alargados, respondiendo a la estructura del edificio, conectando con la amplia y arbolada acera que precede al lugar, actuando como una gran plaza.

ARQUIA_RIPOLLTIZON_MORE_WITH_LESS_02

En el proyecto, la conexión con el espacio público es un punto clave para el desarrollo de la Oficina de Arquia, entendiéndola como una extensión de la plaza. La nueva oficina crea una relación directa entre interior y exterior y convierte la actividad bancaria en el producto expuesto hacia la calle. 

ARQUIA_RIPOLLTIZON_MORE_WITH_LESS_03

La Oficina de Arquia en Palma de Mallorca consigue crear un espacio cálido dentro de una actividad comúnmente fría, que conecta tanto con el usuario como con la ciudad

ARQUIA_RIPOLLTIZON_MORE_WITH_LESS_04

Se llevan a cabo las modificaciones estructurales necesarias para permitir la conexión de la planta baja a la cota de la calle. La unión de las dos plantas se realiza a través de un gran hueco junto a fachada. La posición de este hueco permite la entrada de luz natural a la planta inferior y permite la conexión mediante la nueva escalera.

ARQUIA_RIPOLLTIZON_MORE_WITH_LESS_05

A nivel programático la nueva Oficina de Arquia aprovecha la forma en L del local para distribuir los diferentes usos. Junto a la fachada se ubican los ámbitos públicos, relegando los espacios más privados hacia el interior, junto a los espacios de almacenamiento que se adosan a las medianeras.

ARQUIA_RIPOLLTIZON_MORE_WITH_LESS_06

Por otro lado, la materialidad del proyecto responde de igual manera a diálogo entre exterior-interior, público-privado. Se optan por materiales propios de la zona y realizados por artesanos locales. La espacialidad se ve favorecida por la secuencia de bóvedas de madera que acompaña al área pública de la propuesta. Estas bóvedas ayudan a integrar el ritmo de la estructura de pilares y al mismo tiempo ocultan las instalaciones.

ARQUIA_RIPOLLTIZON_MORE_WITH_LESS_07

Por otra parte, los paramentos verticales se realizan con entramado ligero y se revisten con madera natural o tablero MDF lacado. El pavimento del área de cliente se lleva a cabo mediante baldosas hidráulicas artesanales y rejuntadas de mortero de cemento, con un posterior pulido del conjunto. Este pavimento hace recordar a los mosaicos tradicionales del centro de la ciudad. El mobiliario fijo se fabrica en un terrazo manufactura de igual composición que el resto del pavimento. 

ARQUIA_RIPOLLTIZON_MORE_WITH_LESS_08

ARQUIA_RIPOLLTIZON_MORE_WITH_LESS_09

ARQUIA_RIPOLLTIZON_MORE_WITH_LESS_10

Fotografía de José Hevia.

 

ARQUIA_RIPOLLTIZON_MORE_WITH_LESS_12.jpg

ARQUIA_RIPOLLTIZON_MORE_WITH_LESS_11

SPONSORS